Quinto Día Online
24 de Septiembre del 2017

Cambio Climático

Venezuela ratifica el Acuerdo de París (II)

Venezuela ratifica el Acuerdo de París (II)

“Lo que Moncada ‘depositó’ ante la ONU, fue la ratificación que el Estado hizo de la Ley Aprobatoria del Acuerdo de Paris, sancionada en 2015, que ahora, es ley nacional”

 

 

Alba Marina Gutiérrez

Cofundadora de PeriodismoCC

@AlbamarinaVzla

 

 

El panorama nacional en materia de cambio climático luce sombrío y desinformado.

 

A simple vista pareciera que los compromisos adquiridos por los tomadores de decisiones de Venezuela no están a la altura de los desafíos que supone el cambio climático para el país.

 

Lo revelan las pocas informaciones oficiales sobre la materia, el hermetismo sobre las decisiones que toma la delegación de Venezuela ante la ONU para estos asuntos; y en la práctica, la inexistencia de políticas públicas y planes nacionales para los dos puntos clave del Acuerdo de París: 1) Mitigación (reducción de fuentes de emisiones de gases efecto invernadero) y 2) Adaptación (aumento o preservación de sumideros de absorción de emisiones de carbono para disminuir su concentración en la atmósfera; ej. bosques).

 

El tema cambio climático es prácticamente invisible en la vocería del gobierno nacional. Sin embargo, aparece en agenda política como estrategia para tener resonancia mediática.

 

Así ocurrió recientemente en Nueva York y en Caracas: el pasado domingo 23 de julio, depositó la ratificación del AP ante la Secretaría de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (Cmnucc).

 

Y el otro momento estelar del cambio climático en el discurso oficial fue el pasado jueves 10 de agosto, como parte de “los grandes temas que ocuparán a la constituyente”.

 

En cadena nacional, el cambio climático se coló en el puesto 9 de los 10 asuntos “para el debate nacional e internacional”, según el presidente Maduro.

 

Durante el anuncio explicó que “el cambio climático estará conectado con los grandes temas”. Su palabra vaya adelante, Presidente. Mientras eso ocurre, aquí tiene algunos datos que puede poner sobre la mesa de su asamblea.

 

Preguntamos y esto dijeron

Se consultó a los tuiteros; también expertos en la materia, académicos, directivos de ONG ambientales y periodistas que cubren la fuente.

 

La encuesta en redes sociales fue realizada el 12 de agosto, vía @PeriodismoCC. Participaron 31 personas. Arrojó estos resultados:

 

Opine: El Gobierno de Venezuela ante la ratificación del Acuerdo de París:

  1. Asumirá los compromisos   3 %
  2. Fortalecerá las instituciones 13 %
  3. Fue una burbuja mediática 84 %

 

Entre los directivos de las ONG ambientales, científicos y periodistas se realizó la pregunta: ¿Qué expectativas tiene tras el anuncio de ratificación del AP?

 

Algunos manifestaron su temor para participar y se abstuvieron. Otros, se atrevieron:

 

Alejandro Luy, gerente general de Fundación Tierra Viva: “Venezuela tiene un lastre de inacciones y retardos vinculados con lo establecido en la Constitución, en la Cmnucc y en leyes que tienen años de haber sido aprobadas, vinculadas al tema cambio climático, que ponen en duda el compromiso real de las autoridades. Esta noticia será buena en la medida en que se comprometan seriamente con lo que ese tratado implica. Mientras sigamos basando ‘la acción’ en papeles y discursos y no en hechos, el planeta entero se dará cuenta de cuál es el real compromiso de un país que dice trabajar para salvar a la humanidad”.

 

Zoila Martínez, directora ejecutiva de Vitalis: “Es un compromiso que debe manifestarse en acciones concretas. Significa abandonar paulatinamente la producción de petróleo para avanzar hacia el desarrollo sostenible e implementar alternativas energéticas ecoeficientes; que además de generar divisas y energía, vayan acordes con el AP. Otro punto es concretar un plan de adaptación y mitigación que incluya no sólo aspectos técnicos, sino sociales y económicos; por lo cual es recomendable que se consulte a la población. Para ello hay que contar con un plan de comunicaciones que permita sensibilizar, difundir y comunicar posibles soluciones”.

 

Adriana Humanes, científica, doctora en Filosofía de las Ciencias, Universidad James Cook de Australia: “Los países con arrecifes coralinos, como Venezuela, deben adoptar metas ambiciosas de cambio climático, con el objetivo de reducir las emisiones a niveles que mantendrían los aumentos de la temperatura global a valores menores a los 1.5°C. Es imperante el diseño y puesta en marcha de un plan nacional de adaptación al cambio climático y para la reducción de gases invernadero. Si no se cumplen los objetivos del AP, en un corto plazo presenciaremos en el país, episodios de blanqueamientos masivos de arrecifes (muerte), con las consecuencias negativas para el equilibrio de los ecosistemas marino-costeros”.

 

Alicia Villamizar, co-ganadora del Nobel de la Paz 2007 por sus estudios sobre cambio climático, investigadora del Panel de Expertos de ONU (IPCC), docente de la USB sentenció:“Como académica y científica, no avalo ese documento consignado. Moncada (Samuel, excanciller) lo que hizo fue ‘depositar’ ante la Secretaría de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (Cmnucc), la ratificación que el Estado venezolano hizo de la Ley Aprobatoria del Acuerdo de París, texto aprobado en la Asamblea Nacional. Publicado en Gaceta Oficial No. 40.819, de fecha miércoles 30 de diciembre de 2015. A partir de esa fecha, es ley nacional”.

 

Además, agregó que el contenido de dicho documento “es un irrespeto no sólo a la población venezolana, sino a la comunidad internacional. Lo que diga allí no lo va a hacer el gobierno porque carece de información base. Por ejemplo, dice que va a reducir 20 % las emisiones al 2030, ¿cómo es eso? Si ni siquiera sabemos cuáles son esas emisiones o cuánto es lo que emitimos, o en qué sector. Ese documento no cumple con la rigurosidad técnica y científica. No refleja la condición país para sustentar la propuesta de Venezuela para las medidas de mitigación y adaptación”.

 

Entre periodistas, el consenso fue que “la ‘ratificación’ del AP es una opción para que el gobierno vaya por fuentes de financiamiento. Esas que durante el gobierno de Chávez fueron negadas con su rúbrica, por recomendación de sus asesores. Ahora, con el déficit de presupuesto, es una vía de recursos para el Minea y –también- para el resto del Ejecutivo nacional”.

 

Dado el silencio oficial y lo difícil que es acceder a la fuente, son muchas las interrogantes sin respuesta. Mantener en reserva un tema de interés nacional contribuye con la desinformación, la especulación y suma en la vulnerabilidad y los riesgos de la población, porque este fenómeno ya habita en Venezuela y ha dado señales de presencia.

 

En la tercera y última entrega de esta serie conoceremos otros aspectos clave.

 


 

Clima en Gotas

 

Jardín Botánico de Caracas te espera. Continúa su recuperación mediante jornadas apoyadas con voluntariado. Este sábado, 19 de agosto cuenta contigo. Lleva hidratación, refrigerio, herramientas de jardinería y contribuye con la salud de este noble pulmón verde de la capital. Contacto vía redes @salvarjbc_ucv.