Salud

Más inversión para el tratamiento del cáncer

16 marzo, 2018 | 12:00 am

Aunque no es un secreto la situación actual que presenta el país, en relación a la escasez de medicamentos y la ausencia de reactivos para pacientes que enfrentan enfermedades como cáncer, la inversión en materia de salud es primordial, tal como lo señaló Juan Saavedra, gerente de la Sociedad Anticancerosa de Venezuela (SAV).

Asimismo indicó que todos los datos estadísticos sobre la patología están en manos del Ministerio de Salud, y solo falta la implantación de políticas públicas que ayuden a reducir la mortalidad.

“Por ejemplo, debería ser obligatoria la vacuna contra el virus de papiloma humano (VPH), que ayuda a prevenir el cáncer de cuello uterino, que es la segunda causa de muerte tras el de mama. El Estado tomó la decisión hace dos años de incluirla en el patrón básico de vacunación, pero aún no se ha ejecutado. De hacerlo, podría reducir muchísimo la incidencia de la enfermedad”, expresó.

El doctor Saavedra manifestó que según el último estudio, realizado por la SAV en alianza con el Centro de Estadísticas de Matemáticas Aplicadas de la Universidad Simón Bolívar, mostró que -según data pronosticada- 25 mil 674 personas murieron por cáncer en 2016. Es decir, cada hora fallecieron 3 personas, lo que representa un alza de 11% respecto al año anterior.

Precisó que se contabilizaron 51 mil 945 casos nuevos de la enfermedad, por lo que la incidencia de la misma “se ha estabilizado”. Invitó a la población a adoptar estilos de vida saludables que reducen entre 25 y 30% la mortalidad, tales como el control del sobrepeso y la obesidad; una dieta con ingesta de vegetales verdes, verduras y frutas; reducción del consumo de alcohol y tabaco; protección frente a los rayos ultravioleta; la vacunación para la hepatitis B y el VPH, el control de contaminantes ambientales y la realización de actividades aeróbicas.

Finalmente César Miranda, quien también es parte de SAV, señaló que “queremos hacer un llamado de atención y de reflexión a la población en aras de prevenir la enfermedad, y también para que las organizaciones públicas y privadas evalúen cuanto más se puede hacer en este tema de salud pública”.