Salud

La microbiota gastrointestinal tiene un papel mucho mayor en el origen de la esclerosis múltiple

11 octubre, 2018 | 3:11 pm

Científicos han constatado que la microbiota gastrointestinal podría desempeñar un papel mucho mayor en el origen de la esclerosis múltiple de lo que muchos pensaban hasta el momento.

Este hallazgo da un nuevo enfoque para desarrollar terapias que reeduquen el sistema inmune evitando el ataque a las estructuras propias del sistema nervioso central.

Esta investigación está siendo dirigida por la bióloga catalana Mireia Sospedra, que trabajada desde hace tres años en la Universidad de Zúrich y en el que han colaborado investigadores del grupo de Neuroimmunología Clínica del Vall d´Hebron Instituto de Investigación (VHIR) y del Centro de Esclerosis Múltiple de Cataluña (Cemcat).

En el estudio, los investigadores han visto cómo las células T, es decir, las células inmunitarias responsables de los procesos patológicos, reaccionan contra una proteína llamada GDP-L-fucosa sintasa.

“Creemos que las células inmunitarias se activan en el intestino y luego migran al cerebro, donde causan una cascada inflamatoria cuando se encuentran con la variante humana de su antígeno diana”, así lo explico la doctora Sospedra.