Entrevista

Judith León denuncia éxodo de 3.000 bioanalistas

25 mayo, 2018 | 12:00 am

Oliver Parra
-¿Qué observas en este momento, qué es lo que te planteas cuando analizas tu profesión?
Estamos sumamente preocupados por la situación de la diáspora dentro del sector salud, y más de los bioanalistas por las características de nuestra profesión, que en la mayoría son mujeres y hay un menos porcentaje del sexo masculino.

-¿Siempre ha sido así?
-Sí, fíjese que sí. No sé por qué será, pero últimamente ha aumentado un poquito, como decir, el sexo masculino, pero siempre ha sido mayoritariamente del sexo femenino. La diáspora ahorita en el sector de nosotros de bioanálisis es preocupante, en el buen sentido de que dentro de los dos últimos años han salido de aquí del país tres mil bioanalistas.

-¿Tres mil?
-Tres mil, por eso es que estamos preocupados, tres mil bioanalistas que se visibiliza en los centros de salud porque quedan el servicio nocturno sin bioanalistas. Hay hospitales en los cuales solamente que tenían 20 bioanalistas en el turno de la mañana, y solamente queda uno, o sea, la cosa en el buen sentido de la palabra en cuanto al servicio, además de los insumos que no tenemos, la escasez y toda esa serie de cosas, también esto de las condiciones laborales de esos profesionales ha incidido en que buscan otras alternativas ¿para qué? para poder cubrir sus necesidades básicas, para la convivencia dentro de un país.

-¿Esos que se han ido porque no tienen trabajo, o porque no están bien satisfechos con el trabajo?
-Bueno, porque no están bien satisfechos con el trabajo.

-Hablabas del problema de los reactivos. ¿Cuál es la situación más crítica en ese renglón?

-Ya decidimos manifestar que el 100% de los servicios, llámese del sector público, están inoperantes.

-Pero tú dices que eso se presenta en el sector privado también. ¿La escasez de reactivos?

-Sí, la escasez de reactivos, de insumos que tiene una característica, porque todo eso es importado. Y al ser importado, necesitas divisas.

-¿Si no tienen esos insumos, qué hacen los bioanalistas?
-Bueno, estamos en los centros asistenciales, luchando dentro de ellos y ver a los pacientes morir porque no podemos darles respuestas para mejorar su condición de vida.

-¿Los bioanalistas que se han ido están trabajando fuera del país?
-Bueno, algunos sí buscan otras actividades, otros sí están trabajando en sus áreas particulares, porque los bioanalistas son especialistas en su área.

-¿No tienen que revalidar?
-No, depende del país al que uno emigre. Por ejemplo, hay naciones, por ejemplo, Chile, que tiene facilidades del cual tú puedes ejercer el bioanálisis en cualquier laboratorio, llámese privado o público.

-¿Y los jóvenes que estudian, están motivados para seguir?
-Ahí es donde está el gran dilema. Porque también las universidades tienen también su situación particular. El déficit presupuestario que tienen, eso incide dentro de la formación de cualquier profesional en este país. Y vamos a hablar de bioanálisis, porque es una carrera práctica y necesita de todos los insumos como si tuviéramos en cualquier laboratorio que identifiquemos, llámese bioquímico o físico, de todas las materias que vemos a través de la formación. Entonces, necesita recursos y es costoso. Esta escasez de insumos y materiales también incide en la formación de los profesionales en su transitar durante toda la carrera, también cuando ellos salen del país, porque tienen que hacer prácticas profesionales.

-¿Ustedes tienen tarifas para los servicios o cada laboratorio cobra lo que le da la gana?
-Sí hay. En cada estado, de acuerdo a las características, porque en diferentes estados los precios son diferentes.

-Por ejemplo, un perfil 20 ¿cuánto cuesta normalmente?
-Ahora debe estar como en 18 millones, por ahí, con todos los precios que hay ahorita, debe estar alrededor de ese valor. Porque un perfil 20, acuérdese que son 20 análisis que tiene el perfil 20, por eso es que se llama perfil 20.