Quinto Día Online
13 de Diciembre del 2017

Destacada

Empresas rusas y chinas están cobrando al gobierno muchos dólares por vivienda

Empresas rusas y chinas están cobrando al gobierno muchos dólares por vivienda

El presidente de la Cámara de la Construcción, Juan Andrés Sosa, hace la denuncia y advierte sobre la crisis de la industria de la Construcción y por qué

Oliver Parra

 “¿Cómo anda la industria de la Construcción?”, le pregunta Carlos Croes al presidente de la Cámara, Juan Andrés Sosa, y él responde:

-El sector construcción vive una situación verdaderamente dramática. Te puedo enseñar unas láminas que creo que de alguna manera ilustra cuál es la situación y después conversamos sobre el particular.

Dígalo.

-Aquí vemos el comportamiento del gap construcción, valor agregado bruto, prácticamente con los distintos países de Latinoamérica. Nicaragua es el principal país que tiene un crecimiento importante del gap construcción, con 125.4 positivo. Posteriormente viene República Dominicana, que son dos economías mucho más pequeñas que la nuestra. De último está Venezuela, con un decrecimiento de 23.8%. Cuando nosotros nos vemos comparativamente con los otros países latinoamericanos y vemos este comportamiento que engloba tanto al sector público como al sector privado, vemos que la situación es tremendamente grave. El gobierno dice que ha construido un millón 150 mil viviendas. Según cifras del gobierno, de ese millón 150 mil viviendas, partes son remodelaciones de barrios y partes son viviendas nuevas. Las viviendas nuevas que se asigna el gobierno son 687.931. Ahora, en 17 años, vamos a verlo comparativamente con otros gobiernos. Eso representaría, en términos absolutos, 40 mil viviendas-año. Vemos cómo eso sería uno de los peores desempeños de toda nuestra historia republicana. Ahora, en términos relativos, que es como lo deberíamos de medir, es decir, número de viviendas por cada mil habitantes, porque evidentemente la población ha crecido, el gobierno hoy en día representa 1.52 viviendas por cada mil habitantes, cuando por ejemplo, el primer gobierno de Caldera hizo 3.88 viviendas por cada mil habitantes.

-¿Cuántas viviendas en total hizo el gobierno de Caldera?

-Bueno, hizo un promedio de 38 mil viviendas-año. Este gobierno, con todos los recursos que ha tenido, no ha llegado a un promedio de 40 mil viviendas-año.

-En dólares, ¿cuánto invirtieron los gobiernos de Chávez?

-Perdón, estos son dólares fuertes. El gobierno hace -y podemos hablar de eso- una manipulación contable, porque dice que esos dólares los contabilizan a 6 bolívares de 30, pero realmente a esas empresas transnacionales les están pagando en moneda dura. Esas viviendas están saliendo en 160 mil dólares. Ahora, esas viviendas en el mercado internacional, ¿cuánto valen? En el mercado internacional, una vivienda de esas, cuando estamos hablando que tiene terreno y que paga financiamiento y que tienen la utilidad del promotor, es una vivienda que en otro país, como puede ser Panamá, está rondando los 40 mil dólares. Si usted le quita el terreno, porque se lo están entregando a las empresas transnacionales y le quita el urbanismo, porque ya le están entregando terrenos urbanizados, esa vivienda debería costar alrededor de 25 mil dólares. ¿Cómo justifica el gobierno que le pagues más de 100 mil dólares por unidad de viviendas de estas empresas extranjeras? Eso no se justifica bajo ningún concepto.

-¿A qué empresas, concretamente?

-Bueno, a todas; las rusas, las bielorrusas, a las chinas, a las brasileñas y por último, a las jordanas que acaban de contratar para hacer 16 mil viviendas en Aragua. Las empresas estaban produciendo alrededor de 2.6 millones de toneladas de acero líquido. Durante la etapa de las empresas privadas se llegaron a producir 4.3 millones de toneladas de acero líquido. En esa fecha, año 2008, cuando nacionalizan las empresas, la caída de la producción es abrupta y estábamos produciendo un millón de toneladas de acero líquido. Eso quiere decir que estamos produciendo menos del 20 % de la capacidad instalada, lo que quiere decir que si antes producíamos el 100% de la capacidad instalada, hoy en día en el sector Construcción estamos teniendo un desempleo de más del 80%. Eso mismo ocurre en el sector cemento, que de 10.2 millones de toneladas métricas en la producción de cemento, se pasaron a 5.9 en el año 2.015, con el agravante de que se invirtieron más de 300 millones de dólares en aumentar la producción a más de 11 millones de toneladas métricas y la producción sigue cayendo a 5.9. La situación del sector construcción es realmente grave. ¿Por qué es grave? 1- Por la falta de inversión del sector público; 2- por la mala inversión del sector público; 3- por los sobreprecios que paga el sector público. Vamos a decir el sector privado. Vamos a decir para las construcciones de obras públicas, y por supuesto, por la criminalización, que no es menos importante, ya que ha llevado a que el sector privado prácticamente deje de producir viviendas.

-¿Cuál es la propuesta de ustedes, concretamente?

-Bueno, la propuesta, que es resolver el problema del sector Construcción, pasa por resolver múltiples factores.

-El ABC, por ejemplo.

-Bueno, el ABC: 1- hay que adecuar la legislación para que establezca estímulos al sector Construcción, privado. 2- hay que estimular la demanda, porque el 80 % de las personas, con estas devaluaciones, han perdido su poder adquisitivo. Entonces, una de las propuestas es que en lugar de estar invirtiendo en viviendas, pagándoles 160 mil dólares, o 100 mil dólares, como lo costeaban las empresas extranjeras por construir una vivienda que ni siquiera se la dan en propiedad, es preferible establecer un esquema de subsidios.

-¿Tú me estás diciendo que si el sector privado construyera las obras del Plan Vivienda, la vivienda sería menos costosa que las que están pagando a las empresas extranjeras?

-Bueno, pero solamente es menos costosa. Cinco veces menos.

-Cinco veces menos. Ah, bueno.

-Cinco veces menos. Por eso, lo que estamos diciendo es en vez de gastar 160 mil dólares o 110 mil dólares por unidad de vivienda nueva, es preferible que se le dé 15 mil dólares a cada venezolano, que aquí lo soliciten para comprar una vivienda y entonces en lugar de construirse una vivienda, se están construyendo seis o siete. Eso estimularía el sector privado de la Construcción y la Industria.

-¿Y las viviendas que están en la Avenida Libertador, tampoco tienen esas condiciones?

-No tienen las condiciones que nos exigen a los privados. No tienen un puesto de estacionamiento por cada apartamento y 20% para visitantes. De hecho, no tienen. Y a pesar de que esas viviendas de la Avenida Libertador son de las mejorcitas que se han hecho, ahí en la Avenida Libertador, el plan de desarrollo urbano no contemplaba ese desarrollo de viviendas. Contemplaba otro tipo de desarrollo, que es lo que se debió haber diseñado.

-¿En qué porcentaje dirías tú que está paralizado el sector privado de la construcción? ¿90 por ciento, 80 por ciento, 30 por ciento?

-Yo diría que el sector de la construcción público y privado está paralizado en el orden del 85%.