Entrevista

El cáncer de próstata en aumento

21 septiembre, 2018 | 12:00 am

– ¿Cómo está la ciencia desde el punto de vista de urología, la medicina?
– La urología tiene muchas cosas, uno, el cáncer de próstata, que es una cosa fundamental. Aquí tenemos varias cosas nuevas. Nuevas relativamente, pero hoy en día hay dos grupos de pacientes, normalmente el antígeno no es de 0 a 4, todo el mundo se confunde y todos los laboratorios tienen en su referencia, dice: de 0 a 4. Y eso nos molesta mucho, porque llega un paciente y se hace su antígeno y ve que tiene 3.8, no va al médico, yo estoy entre los límites normales. Y eso nos preocupa porque hoy en día lo normal es de 0 a 2.5, el máximo. Y entonces, de 2.6 a 4 se estaban perdiendo 20% de hombres con cáncer de próstata. Entonces, eso se decidió hace mucho tiempo y los laboratorios siguen con de 0 a 4.

– ¿Y el cáncer de próstata va en aumento o en descenso?
– Desgraciadamente va en aumento porque es que, fíjate, antes veíamos a un hombre de 35, 40 años y le decíamos, “mira, quédate tranquilo, tú a los 40 años es muy raro el cáncer de próstata”. Hay un aumento del cáncer de próstata a esa edad. Eso nos llama muchísimo la atención porque si ese es un hombre sumamente joven. Hay que prevenir, yo creo que el americano nos sacó de una cosa que nos dijo que el hombre no tenía que hacerse antígeno, que no se preocupara, que no debía pestizarse y ahora están retrocediendo, porque se dieron cuenta que el cáncer está en aumento.

– ¿Pero cuáles son las formas de prevención?
– Todo hombre que se levante de noche orina mal, el chorrito, puja para orinar, no vacía bien su vejiga, puede tener sangre en el semen. Todo eso nos llama mucho la atención y ese es un hombre que tiene que chequearse preventivamente.

El examen físico es sumamente importante porque nosotros chequeamos todos los ganglios en todo el cuerpo, chequeamos las tetillas, porque el hombre muchas veces tiene una ginecomastia y él no sabe de dónde viene la ginecomastia, que es una tetilla muy grande, que él dice, “bueno, yo lo he tenido toda la vida”. Pero es que ahí lo que nos interesa es que este hombre puede tener tejido mamario allí, que puede ser causa del 3% de cáncer de próstata en las mamas del hombre. Entonces, tenemos que chequear muy bien todas esas cosas. Y, por supuesto, bajos los genitales.

Los genitales, yo siempre he dicho que los niños desde que nacen, desde sus primeros meses hay que chequearlos muy bien. Hay que cuidarles su pene, hay que liberarle su prepucio, hay que revisarle sus testículos, todo eso, para que tenga una juventud productiva. Porque el problema de la infertilidad en muchos pacientes, dependen de los testículos.

Entonces, si ese testículo no baja —acabo de ver un niño ahorita de 8 años, que ahora es que lo llevan a chequear—y el testículo está prácticamente dentro del abdomen. Entonces, después de un año, si ese niño no es chequeado y se ha corregido el problema, ese niño pierde la fertilidad a futuro. Entonces, es muy importante uno ser bien preventivo desde esa edad. Los pacientes como, bueno, uno dice, los adolescentes no tienen problemas. No, hay que chequear al adolescente, porque al adolescente hay que chequearle sus testículos, hay una entidad que se llama varicocele, que son várices en el testículo y esas várices en el testículo traen como consecuencia una infertilidad.

– ¿Un examen puede detener un cáncer que está en gestación?
– No puede detener, pero sí lo puede diagnosticar a tiempo. O sea, si uno revisa las cosas como estas, uno se da cuenta, por ejemplo, que puede haber un tumor muy chiquito aquí, esta es la próstata, un tumorcito que es amarillito que aparece aquí, muy pequeño, ese es el ideal, porque cuando hay tres, ya comienza a crecer, y ya aquí está invadiendo todo.

Entonces, en esa etapa no queremos ver a un hombre, porque ya ha pasado y ahora está invadido de metástasis por todos lados. Debemos agarrar a un hombre si tiene algo con cosas muy pequeñas. Ahorita estamos viendo a muchos hombres con eyaculación con sangre. La eyaculación con sangre es porque el tumor está tocando la uretra y las vías seminales. Y ese paciente, todo paciente con sangre en el pene, debe ser chequeado porque él puede tener un cáncer de próstata.

– Usted decía entonces que los niños, los jóvenes, los adultos, todos tienen que pasar por las manos del urólogo.

– Todos. Yo soy urólogo infantil, dentro de toda mi especialidad hay 50 anomalías congénitas en los niños que se pueden prevenir, problema de los riñones dobles, problemas de penes dobles, testículos que no están en su sitio. O sea, esto es muy importante que tengan en cuenta las madres y los pediatras, muchas veces se descuidan y no los vemos a estos niños sino muy tardíamente.

– ¿Qué es el varicocele?

– El varicocele son várices en los testículos. Y esas varices les produce mucho calor y produce un daño testicular, claro, el paciente no se debe levantar de noche.

– ¿Y qué va a hacer, orinarse en ahí?

– No, no, el problema es otro. El problema es que cuando fuimos jóvenes la vejiga es capaz de distenderse. En cambio, cuando comienza después de los 40 años, ya no se distiende la vejiga y entonces él, le entra líquido, por eso le recomendamos a todos los pacientes, no tomar líquidos después de las 5 de la tarde, porque si usted come frutas, si usted come ensaladas y usted de paso, se toma tres, cuatro vasos de whisky con agua o se toma 4 vasos de agua, usted se va a parar toda la noche, 20 veces.

– ¿Las próstatas grandes hay que operarlas definitivamente, siempre?

– No, si él orina bien y tiene medicinas con que puede vaciar bien su vejiga, porque el daño no es tanto la próstata, la próstata ya no nos importa, ella ya pasó por su ciclo, pero para lo que le sirve la próstata a esa edad, es para echarnos un problema encima, que es tener un cáncer allí metido que se va a desarrollar, si él no puede orinar muy bien y está medio trancado, va a dañar los riñones. Entonces, uno tiene que cuidar que él no dañe esos riñones.

– Estás hablando de los riñones. ¿Cuál es el primer síntoma de una persona que esté enferma de los riñones?

– Depende de la patología. Por ejemplo, los que tienen cálculos, indudablemente que son expulsadores de cálculos. La otra cosa con los cálculos, yo le digo a todos los pacientes, “mira, hay que revisar los cálculos, hay que colar la orina cuando te da un cólico y recoger el cálculo, mandarlo a analizar, no a los laboratorios generales de las clínicas, sino hay un sitio especial donde te mandan para ver bien de qué está compuesto”.

– ¿Y cuál es el síntoma?
– Dolor, fundamentalmente. Dolor, sangre en la orina, y riñones que están dilatados, se palpa un riñón grande, dilatados, esos son más o menos lo que podemos ver en los riñones. Por eso el ecosonograma que se hace.

– ¿Y qué hay que tomar para mantener el riñón en funcionamiento positivo?
– Fundamentalmente líquido, mucho líquido, pero no pasarse tampoco de los líquidos.

– Hay quienes mandan a toma 8 vasos de agua.
– 8 vasos en lo posible, en el día.

– ¿Los síntomas para las mujeres son iguales?
– En cólicos renales sí.

– ¿Ellas no tienen próstata o sí tienen?
– No tiene, bueno, sí tienen, ahorita hay un estudio a cientos de mujeres se les diagnosticó remanente de próstata cerca de la uretra.

– ¿Y cuando una mujer se levanta mucho a orinar en la noche?
– Bueno, ahí tiene la vejiga. Y fundamentalmente las doñas van perdiendo elasticidad de su vejiga y se cae.

– ¿Cuál es la evolución del cáncer en la vejiga, en Venezuela?
– Terriblemente la patología es muy mala. Muy mala en el sentido de que, yo, ahorita estamos haciendo en todo hombre, fíjate tú, todo hombre que fuma tienen la posibilidad de tener un cáncer de vejiga en el 88% de los casos.
Entonces, ahorita para todo hombre que fuma, a ese hombre le hacemos un examen de orina, ver si hay sangre en la orina.

– ¿Cuánto se calcula de cáncer de próstata en Venezuela?
– Nosotros tenemos un estudio de 25 mil hombre hecho en el hospital en este país, 25 mil hombre chequeados y nuestra estadística es 20% de ese grupo quedó sospechoso, si le hicimos biopsias y le hicimos todo y quedaron 8%.

– ¿Las hormonas?

– Las hormonas, o sea las mujeres entre menopausia a los 35 años, abruptamente. En cambio, el hombre comienza a tener cambios muy lentamente y él no sabe qué le está pasando. Muy poca gente se entiende con el hombre, entra te tocan la próstata y anda vete. No. Tú tienes que chequear muy bien a ese hombre porque ese hombre: tocarle los testículos, tócale las tetillas, porque un hombre con ginecomastia puede tener algún problema testicular y le hacemos un plan hormonal.

Todo testículo pequeño, le ponemos una etiqueta de entrada que este es un hombre hipogonádico, significa que tiene las hormonas muy bajas. Entonces, al tener las hormonas muy bajas, este hombre no tiene deseo sexual, este hombre disminuye el eyaculado, tiene problemas de musculatura, pierde musculatura, este hombre ya no tiene erecciones nocturnas. 30% de los pacientes no responden a las pastillas, a nuestras pastillas azules y todo lo que quieran, y no responden.

Y si no responden es casi seguro que tienen un problema hormonal que en Venezuela tenemos los reactivos para hacer un diagnóstico, que todo hombre tiene que tener la testosterona y tiene que tener el estradiol hecho, porque el estradiol es la hormona femenina y todo hombre tiene masculina y femenina, a Dios gracias, con muy poquito. Pero tenemos hombres que tienen el estradiol muy alto y tienen tetillas muy grandes y tienen mamas dentro de las tetillas. Entonces, esos hombres tienen que verse y operarse de las tetillas y quitar ese tejido mamario.

– ¿Y una persona que no tenga cáncer le dan hormonas y no le provoca cáncer esa hormona?

– No, él tiene erección, pero entonces le dice a la mujer, “mira, yo no tengo ganas, vamos a ver si la semana que viene hacemos algo, pero ahorita, de verdad, que no me provoca”. Entonces ese hombre hay que rescatarlo.