País

643 niños mueren por “ajustes de cuentas” según el OVV

3 octubre, 2018 | 3:55 pm

Día a día son ultimados tres niños o adolescentes en el país, según un informe expuesto el martes por el Observatorio Venezolano de Violencia (OVV) y la organización Cecodap que defiende los derechos de los menores de edad en todo el territorio nacional.

El estudio, el cual tomó como base informaciones divulgadas en medios impresos y datos de fuentes oficiales, cifró en 1.134 el total de asesinatos de niños y adolescentes durante el año 2017, lo que arroja una tasa de una muerte violenta cada 8 horas y de unas 90 al mes, detalló Efe.

De ese total, 76 eran menores de cuatro años, 46 tenían entre 5 y 9 años, 125 entre 10 y 14 años, y 108 fueron considerados como homicidios por “resistencia a la autoridad”.

En cuanto a los hilos de estas muertes las autoridades hablan de 643 por “ajustes de cuentas”, 92 por robo, 21 por asesinato por encargo, 8 tras abuso sexual y 8 por linchamiento, entre otros motivos.

Cabe destacar que, otras fuentes consultadas para este informe acusan con 32 de estos homicidios al abuso policial y señalan a que 23 menores fueron asesinados durante protestas sociales o políticas.

El fundador de Cecodap, Fernando Pereira, expresó a Efe que en total fueron 10.499 los registros de violencia en 2017 contra menores de 18 años lo que manifiesta una “espiral de violencia que no debería normalizarse ni naturalizarse en ninguna sociedad o país”.

Reveló que las bandas criminales atraen a los menores al ofrecerles alimentos que escasean en el país, en medio de la crisis económica, “y de esta forma se van involucrando en las actividades de estos grupos organizados para delinquir”.

El investigador enfatizó que, la edad promedio de iniciación en actividades delictivas es de 10 a 11 años.

El informe indica que solo en 2017 un total de 777 menores protagonizaron en robos, 141 en asesinatos, 91 en narcotráfico, 20 en secuestros, 16 en abuso sexual, 56 en saqueos y 5 en delitos por violencia de género.

En efecto, Cecodap y el OVV hablan de una violencia organizado que inquietó a miles de menores entre ellos 205 que perdieron la vida por desnutrición, 270 por contaminación en los hospitales, mientras que 311 fueron sometidos a trabajo infantil y 137 cayeron en la mendicidad.

Aunque el total de muertes de menores es por 140 casos menor al de 2016 “es importante advertir que esa reducción no parece resultar de ninguna política o plan de prevención” conforme a las organizaciones que elaboraron el estudio.

La organización educativa Fe y Alegría manifestó que más de 4.000 niños y adolescentes de sus 170 instituciones han sido “dejados atrás” por padres que se van del país.