Entrevista

1.900 casos de difteria con 168 defunciones

5 octubre, 2018 | 12:00 am

– ¿Cómo anda la evolución de la infectología en Venezuela, qué avances hemos logrado o qué avances no hemos logrado?
– Hemos tenido aumento y digamos, re-emergencias de enfermedades que habían sido controladas en el pasado. Un caso muy típico y lamentable es el caso de la difteria, una enfermedad que hasta el año 2016, teníamos 24 años sin ver un caso. Y desde el 2016 hasta la fecha, hemos tenido alrededor de 1.900 casos, con 168 defunciones en toda la geografía nacional. La última persona que ingresó al Hospital Vargas esta semana, un adulto mayor de 70 años, con difteria, por supuesto, producto de la no-vacunación. Como sabemos que las vacunas son para toda la vida. Entonces esto de las enfermedades, digamos, inmune-prevenibles. Hablamos de sarampión también, tenemos un año de epidemia de sarampión. En diciembre del 2016, la Organización Mundial de la Salud, Organización Panamericana de la Salud nos acreditó de alguna manera como libres de circulación de virus de sarampión, y ya perdimos esta acreditación. Hay casos muy concentrados en los estados del Centro, en el Distrito Capital, Miranda, Vargas, Aragua, muy importante el número de casos de sarampión y estamos hablando alrededor de 4.500 casos probablemente esto sea un sub-registro. Nada más para dar un dato del Hospital de Niños, nada más en ese centro de salud se han visto 1.000 casos este año de sarampión, enfermedad prevenible por vacuna Nuestro último brote había sido en el año 2007, pero nosotros, y este brote de en los años 2017 y 2018, ha sido el más grande, incluyendo el que tuvimos en el año 2001, 2007, es decir, el número de casos sobrepasó la cifra de los años anteriores y por esa razón estamos exportando los casos a nuestros países vecinos, lamentablemente. Y esto es ejemplo de enfermedad prevenible por vacunas. Tos ferina, es otra, probablemente se habla poco de la tos ferina, es muy difícil hacer el diagnóstico, digamos, porque tenemos también un retraso desde el punto de vista diagnóstico en los exámenes de laboratorios, y nada más para decirlo, porque no tenemos cifras, digamos oficiales del Ministerio de Salud, en el Hospital de Niños el año pasado se vieron síndrome coqueluchoide, así se llama, un síndrome de tos en el niño que hace recordar la tosferina, tuvimos 1.900. Y hasta el 31 de agosto de este año, van 2.160 casos y no se ha acabado el año.

– ¿Y eso es curable, no?
– Sí, afortunadamente es una enfermedad curable, pero es que lo grave es que es prevenible.

– ¿Y hay medicamentos?
– Bueno, ese es el gran punto. Por supuesto, como es sabido ya, tenemos una escasez muy importante de antibióticos. En el caso de la tos ferina se trata con antibióticos macrólidos específicamente. Tenemos una escasez de antibióticos general, de todos los grupos de antibióticos.

– ¿Y cómo se nutren, cómo no sufren eso?
– Se transmite.

– ¿Cómo suplen eso, qué hacen los hospitales?
– En los hospitales, bueno, nosotros tratamos los pacientes, si no tenemos en el momento el antibiótico, por supuesto se va hacia la dirección del hospital y generalmente lo tramita. Eso es lo que generalmente ocurre. Lo grave de esto es que muchos pacientes se pueden tratar, pero otros lamentablemente se complican y mueren. En el Hospital de Niños han muerto 12 niños.

– ¿12, en este año?
– 12 niños por tos ferina este año. Bueno, por síndrome coqueluchoide, porque es muy difícil hablar de la tos ferina debido a que no están los casos confirmados, pero es que la clínica, los síntomas del paciente nos hablan de tos ferina. Y es una enfermedad prevenible por vacunas, el 90% de estos niños que fallecieron tenían menos de 6 meses.

– ¿Y la vacuna quién las provee?
– La vacuna la debe proveer el Estado, es la vacuna pentavalente.

¿Esa es la que llaman “la triple”?
– Sí, antes era la vacuna triple, lo que pasa es que ahora se le ha adicionado dos componentes para mayor protección en una sola inyección.

– ¿Qué pasa con el SIDA?
– Es una situación que es real, no atendida. Nosotros estamos dando atención a los pacientes. El punto es que no están recibiendo el tratamiento antirretroviral de manera permanente, constante, y los tratamientos de última generación.

– ¿Qué otros problemas tienen los niños, desde el punto de vista de infectología?
– Tenemos el problema de malaria, es un problema grave que ha afectado al país, sobre todo preocupa y siendo muy honesta, da mucha tristeza ver cómo nosotros fuimos ejemplo y control de malaria en Latinoamérica, por los trabajos del Dr. Gabaldón. Hoy en día tenemos un aumento en el número de personas con malaria del 68%, esto eran cifras para el 2017. Para el 2016 había más de 240 mil casos en toda Venezuela, con un foco importante en Bolívar. Después tuvimos la diseminación, la distribución de la enfermedad porque se instruyó el anófeles, tenemos la presencia del vector en todo el país, y a raíz de los pacientes que están infectados, tenemos presencia de enfermedades al menos en 17 estados de Venezuela y para mediados del año pasado, íbamos por 320 mil casos. Nuestros expertos de la Sociedad Venezolana de Infectología, de Medicina Tropical, nos hablan que las estimaciones de los casos son alrededor de 1 millón de casos, porque es que nada más se cuentan, digamos, los nuevos casos, no se habla de las recaídas y de las recrudescencias de enfermedad que se ven. Y ya el problema de esto es que la disponibilidad también de tratamiento, se ha visto comprometida.

– ¿Cómo está Caracas, el Área Metropolitana, desde el punto de vista de Infectología?
– Nosotros estamos viendo lo que ocurre en la mayoría de los estados del país. Hemos visto casos de malaria, hasta ahora han sido escasos.

– ¿El Chagas puede confundirse con una gripe común?
– Los síntomas del Chagas inicialmente son inespecíficos, malestar general, el edema, la inflamación de las articulaciones puede ser importante.

– ¿Hemos tenido Chagas en Caracas?
– Sí, hemos tenido brotes de Chagas en Caracas. En este momento no hay un reporte de Chagas en Caracas, pero tuvimos hace muy poco, en junio de este año, mayo-junio, un brote de Chagas que fue en el estado Táchira y Mérida.

– ¿Qué otros síntomas tiene el Chagas?
– Fiebre, generalmente los pacientes se presentan con fiebre, malestar general, dolores articulares, edemas, inflamación de las articulaciones y las complicaciones, digamos, a mediano, largo plazo que son las alteraciones cardíacas, la dilatación de las arterias del corazón y eso es una complicación muy importante para los pacientes.

– ¿Una vez que el Chagas está presente en el organismo humano, no tiene cura?
– Hay tratamientos para Chagas, básicamente para Chagas agudo, sin embargo una vez que se establecen las complicaciones de Chagas lo que se tratan son las complicaciones, más que la enfermedad.

– ¿Qué recomendaciones tiene?
– Número 1, tiene que acudir a los centros de salud a vacunarse. Si hay escasez de vacunas, por supuesto es una situación que es muy delicada, pero si están las vacunas en los ambulatorios, hay que ir allí a aplicarse las vacunas. Actualizar el calendario de vacunas. Esto es para niños y adultos. Hervir el agua por más de 10 minutos, una vez que esté hirviendo, espere 10 minutos, porque esto puede matar la mayoría de las bacterias y parásitos, y lavarse las manos. Si me permiten tres indicaciones fundamentales para prevenir enfermedades, lavarse las manos más de lo que lo hace rutinariamente con agua y jabón. Si está en la calle y no dispone en ese momento, o no hay agua utilizar estos geles alcoholados, que son una alternativa el lavado de manos y puede limitar la contaminación del alimento y de esta manera evitar infecciones. Son tres indicaciones básicas que todos en nuestras casas los podemos hacer.

– O sea, que tienes que lavarte las manos hagas o no hagas oficio.
– Hay que lavarse las manos siempre, hagas o no hagas, y sobre todo porque todo el mundo va al baño.